"Cocksucker Blues", el lado salvaje de los Rolling Stones


El documental censurado por la propia banda ha sido una de las estrellas de Documenta Madrid, que dedica una retrospectiva a su director hasta el 23 de diciembre

La imagen de Mick Jagger esnifando cocaína de la punta de un cuchillo, una de los momentos estelares de "Cocksucker Blues", es una de las más atrevidas del universo rockumental. Tanto, que el propio cantante quiso que nadie la viera. La escena muestra eso que todo el mundo sabe, pero de lo que no se puede hablar. Menos aún cuando te has convertido en una súper estrella del establishment musical, cuando te idolatran millones de padres de familia que pinchan sus viejos vinilos a sus retoños para educarles en el buen rocknroll.


Compartir